Sylvana Beltrones trae la política en su ADN: Héctor Platt Mazón

2018-02-05

Por Alan Castro y Feliciano Guirado Moreno

 

“Es una gran madre y una gran esposa para Pablo, ni se diga una muy buena hija para el licenciado Beltrones y la tía Silvia, que con mucho cariño me refiero a ellos también”, describe Héctor Platt Mazón a su entrañable amiga Sylvana Beltrones Sánchez, con quien ha tenido el gusto de convivir en el plano familiar y profesional.

 

En ese sentido Héctor Platt indica que Sylvana Beltrones cuenta con un potencial político excepcional, pues la política era algo que se vivía en su casa y además considera que es algo que trae en su ADN, convencido de que la manzana nunca cae lejos del árbol, refiriéndose al talento heredado por su padre Manlio Fabio Beltrones.

 

En entrevista exclusiva realizada el pasado domingo por la tarde en el restaurant Casa Grande propiedad de familia Gutiérrez Mazón, aseguró que tuvo la oportunidad de colaborar con Sylvana Beltrones en el aspecto laboral, formando parte de su equipo cuando la licenciada fungía como Directora de Gestión Estratégica, del Fondo Nacional de Fomento al Turismo.

 

“¿Qué cualidades vamos a ver de Sylvana que no conocemos?” pregunta el semanario político Nuevo Sonora, “Mejor se las volteo, les quiero dar la gran oportunidad de conocer a esa gran mujer a como la conozco yo y tengan la misma buena opinión, que estoy seguro sí la van a tener”, responde respetuoso de los tiempos electorales Platt Mazón.

 

En ese mismo renglón, Héctor Platt Jr. describe su participación en la campaña de la entonces candidata a la gubernatura Claudia Pavlovich, como una de las experiencias más gratificantes en su vida, pero también de las más desgastantes, a sabiendas de que cuando luchas incansablemente para que las cosas buenas sucedan, al final siempre vale la pena.

 

En punto y aparte, el entrevistado ve a su padre Héctor Platt Martínez ejerciendo un liderazgo importante al frente de la Unión Ganadera, asociación a la que la familia le tiene un gran cariño y definitivamente es donde a su papé le gusta estar, “si no supiera que mi abuela lo tuvo yo hubiera dicho que nació de una vaca”, bromea.

 

Ha sabiendas de su interés por temas políticos y haciendo un ejercicio periodístico se le preguntó que si algún día le gustaría seguir el camino de su prima Kitty Gutiérrez Mazón y explorar la posibilidad de contender por un puesto de elección popular, Héctor Platt Mazón señala que cada quien hace su propio sendero, pero hablar del futuro sería especular.

 

“Es un compromiso muy grande siempre quedar mejor, pues está el nombre de tu papá, de tu tío Ricardo, de tu prima Kitty, de tantas personas que te rodean…” indaga el hebdomadario, “Eso precisamente es lo que me motiva día a día a ser mejor, a trabajar más y dar lo mejor de mí, a dar mejores resultados, tengo la vara muy alta”, enfatiza.

 

“Pero no solo los que mencionas, sino de mis dos abuelos que fueron grandes empresarios, cada quien en su rubro, esa vara tan alta me hace todos los días tratar de ser mejor en el ámbito en que me esté desempeñando” finaliza.

 

Sabemos que tienes una gran amistad con Sylvana Beltrones, ¿qué potencial le ves como mujer y política?

En efecto, tengo el gusto y el honor de que Sylvana sea mi amiga desde hace mucho tiempo, también me ha tocado colaborar con ella en el aspecto profesional, fui parte de su equipo en la Ciudad de México en Fonatur, me ha tocado convivir con ella en el tema familiar, es una gran madre y una gran esposa para Pablo, ni se diga una muy buena hija para el licenciado Beltrones y la tía Silvia, que con mucho cariño me refiero a ellos también. 

Me he dado cuenta desde que éramos niños, que era excepcional, ahora sí que la manzana no quedó lejos del árbol, es muy sencillo: ¿cuántos hijos de doctores se hacen doctores?, creo que en este tema también por ahí va la cosa, la política era algo que se vivía en su casa y lo trae en su ADN.

Yo, más que como amigo, lo digo como compañero de trabajo: yo creo que va a hacer un excelente papel en sus próximos retos profesionales, y creo que vienen cosas muy buenas, si así se lo permiten los priistas y los sonorenses, en conjunto con una de la mejores Gobernadoras que vamos a tener, Claudia Pavlovich Arellano.

 

¿Desde temprana edad Sylvana mostraba interés por la política?

Yo creo que todos pasamos por diferentes fases, sin que ella me lo externara de esa manera, a título personal te puedo decir que hubo un momento que yo no quería saber nada de la política porque había otras prioridades en mi vida, pero eventualmente fuimos confluyendo en lo mismo y, conforme fuimos creciendo, fuimos demostrado nuestro propio interés, y al final de cuentas nos unimos en el camino en la Ciudad de México en Fonatur.

 

¿Qué cualidades vamos a ver de Sylvana que no conocemos?

Mejor se las volteo, les quiero dar la gran oportunidad de conocer a esa gran mujer a como la conozco yo, y tengan la misma buena opinión, que estoy seguro sí la van a tener.

 

Hace tres años le ayudaron a Claudia Pavlovich a ser Gobernadora, ¿cómo fue esa experiencia?

La verdad estar en campaña es una de las experiencias más gratificantes que pueda tener como persona, también es de las más desgastantes, pero yo creo que todas las cosas buenas si tú no luchas al final de cuentas no valen tanto la pena, cuando te cuesta trabajo algo es cuando más lo disfrutas, e hizo un gran trabajo en campaña, la entonces aspirante a diputada federal Sylvana Beltrones estuvo muy presente en la campaña de la entonces candidata Claudia Pavlovich, hoy Gobernadora. La verdad que el trabajo que se hizo en equipo no tengo nada malo qué decir, al contrario es una las experiencias más gratificantes que tengo en mi vida.

 

¿Cómo ves a tu padre al frente de la Unión Ganadera?

Si bien no es de un tinte político, si algo debe de tener es liderazgo sectorial de empresarios, por así decirlo. La verdad, a mi papá siempre le he dicho en broma que si no supiera que mi abuela lo tuvo yo hubiera dicho que nació de una vaca, porque siempre ha estado y lo que más le gusta es el rancho, el ganado, pero siempre con un cariño especial hacia la Unión Ganadera. Desde que yo tengo recuerdo de acompañar a mi papá al rancho, me acuerdo de todos los que están en los escritorios de la Unión Ganadera, es una asociación a la que en la familia hay un gran cariño y creo que mi papá les puede decir que está en una zona que le tiene mucho cariño, y la verdad es la que le gusta.

 

¿No te da envidia de la buena ver a tu prima Kitty Gutiérrez en una posición electoral? ¿No te gustaría algún día experimentar ese caminito?

Yo soy más de la idea de que el camino cada quien lo vamos haciendo de la manera en la que mejor nos podamos entender. A Kitty, mi prima, la conozco de toda la vida y siempre ha sido una persona muy inquieta, han visto el gran trabajo que ha hecho en el Congreso del Estado. Decir que sí y que no en el futuro, sería especular.

 

En tu calidad de militante priista, ¿cómo ves a Gilberto Gutiérrez como líder del PRI?

Excelente, la verdad que lo considero como gran amigo, también es gran amigo de mi familia, merece toda mi admiración y respeto mi presidente, como le digo cariñosamente.

 

Es un compromiso muy grande siempre quedar mejor, pues está el nombre de tu papá, de tu tío Ricardo, de tu prima Kitty, de tantas personas que te rodean…

Eso precisamente es lo que me motiva día a día a ser mejor, a trabajar más y dar lo mejor de mí, a dar mejores resultados, tengo la vara muy alta, no solo los que mencionas, sino de mis dos abuelos que fueron grandes empresarios, cada quien en su rubro, esa vara tan alta me hace todos los días tratar de ser mejor en el ámbito en que me esté desempeñando.

 

(NOTA: Estimado lector, respetuosos de la ley electoral, esta entrevista se realizo el domingo en el restaurant Casa Grande, donde abordamos espontáneamente al entrevistado en su calidad de militante y ciudadano)